jueves, 30 de enero de 2014

Construcción de la biblioteca como entorno digital de aprendizaje: espacios ubicuos, conectivos e interactivos.

Si la educación 2.0 tiene como modelo comunicativo que los alumnos/as como profesores/as sean participantes activos en el acto comunicativo (Aparici, 2010), la biblioteca tiene que actuar como promotora de la lectura y la información en los espacios digitales en la producción de conocimiento a partir de la  colaboración y construcción social individual y colectiva en un modelo de comunicación dialógica. Los espacios de la biblioteca desde el punto de vista educativo tendrán que hacerse “carne” de los valores de la interacción y la conexión con los usuarios, alumnos y profesores a través de plataformas abiertas en línea.

Figura 1. Red de aprendizaje del docente (y el bibliotecario) en el pasado. Fuente: Alex Couros (2010)


El gran paso hacia una biblioteca en la educación 2.0 no es solamente tener presencia en los entornos virtuales, sino de qué manera se lo hace. Por eso, la propuesta es que desde la biblioteca se diseñe actividades para que los usuarios se desenvuelvan en competencias digitales e informacionales en el entorno de la web social (Nieves González, 2008) cuyo paradigma central sea la comunicación, la interacción y tenga en cuenta las múltiples pantallas.
Figura 2. Red de aprendizaje del docente (y el bibliotecario) actual. Fuente: Alex Courus (2010)

No solo es construir un espacio de herramientas y un entorno de aprendizaje más. La biblioteca educativa en el entorno 2.0 deberá propiciar la creación de entornos de aprendizaje (PLE) en sus usuarios y establecer conexiones a través de ellos y con ellos, sean profesores, alumnos, otros bibliotecarios distribuidos en la red y que no necesariamente sean de la misma institución educativa. Para la producción de ese entorno de la biblioteca tenemos que tener en cuenta que el PLE (Adell, 2011) consta  de tres partes:

  • las herramientas que uno elige para el aprendizaje: en este caso nos referimos a las que se encuentran en la Web social, que son de carácter gratuitas y propician el trabajo colaborativo y la participación

  • los recursos o fuentes de información: en este apartado es el trabajo más complejo de la biblioteca al buscar las fuentes de información que dependerá exclusivamente de los usuarios de la biblioteca en relación a las temáticas que propicia en el currículo educativo. Buscar las fuentes en facebook, twitter y espacios digitales es la competencia más interesante de los bibliotecarios en este entorno 2.0. 

  • la red personal de aprendizaje que cada uno va construyendo: de esta manera al contactar las fuentes es construir esta red donde la biblioteca se pondrá en contacto con sus usuarios, sean directivos, profesores y alumnos junto a los bibliotecarios. Esta red será ubicua, conectiva y para potenciar el aprendizaje en línea permanente a través de las múltiples pantallas.
Entonces, la identidad digital de la biblioteca se potenciará hacia el aprendizaje abierto y en línea ante cualquier requerimiento de los alumnos y profesores en cualquier momento del día. La colaboración y la interacción potenciarán otro modelo de biblioteca en su rol de aprendizaje 2.0.

La biblioteca como espacio conectivo entre los recursos que puede utilizar el alumno en su vida digital en todo momento. Esto es lo que se llama aprendizaje ubicuo (Carr: 2010). La escuela y la biblioteca dejan de ser el único y principal lugar donde se producen los aprendizajes. La biblioteca como espacio de aprendizaje ubicuo principalmente en el espacio de las redes sociales enseñando a los alumnos a manejarse en el caos informativo, y a discriminar ante la infoxicación y la busura informacional de lo realmente significativo en la red. Esos aprendizajes se construyen especialmente desde la biblioteca en su rol de educadora en los entornos 2.0. Y el bibliotecario cubre un rol imprescindible en este escenario.

Fuentes:
Aparici, R. (2010). Conectados en el Ciberespacio. Madrid: UNED.
Adell, J. (2012). PLE es definido y conceptualizado por Jordi Adell en Conocity. En: Conocity.eu. http://conocity.eu/jordi-mapleando/. Consultado el 27/09/2012.
Burbules, N. y Callister, T. (2006). Educación: riesgos y promesas de las nuevas tecnologías de la información. Buenos Aires: Ediciones Granica.



Share/Bookmark

1 comentario:

Jesús Ruiz dijo...

Agradecería un ejemplo, para entenderlo mejor.